Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 013 69 30 / 665 935 794 | psicologosenlasrozas@gmail.com

Consejos para superar una separación

Consejos para superar una separación

Tras una separación, uno de los mayores problemas son los vínculos que se habían creado. Son también parte de lo que hace más dura la separación. ¿Qué podemos hacer para sobrellevarlo de manera más liviana?

Nuestro mecanismo de unión hacia las cosas y las personas funciona por medio de vínculos, de los cuales los afectivos son los más difíciles de llevar. Aunque el vínculo dure toda la vita, no se mantendrá fijo siempre, sino que se verá modificado por el paso del tiempo, las circunstancias y nuestra evolución. Por ejemplo, una relación que comienza en el colegio durante la infancia y se mantiene hasta la edad adulta, habrá sufrido cambios a medida que pasamos por la adolescencia y posteriormente la madurez. Y si se analiza la historia de la relación, se verá cómo el vínculo ha ido modificándose según las circunstancias que hemos ido viviendo.

Cuando sufrimos una separación la primera etapa por la que pasamos es el duelo. En ella aparecen el dolor, el sufrimiento, y entramos en un estado de confusión en el que no entendemos qué ha podido ocurrir para que suceda la separación. Surge la tristeza, el sentimiento de vacío, la frustración, la culpabilidad, y la autoestima se resiente. Esto provoca un caos de sentimientos que sólo puede aportarnos negatividad.

Con el paso del tiempo, la situación se normaliza y nos acostumbramos a ella. El caos de sentimientos se difumina, y empezamos a adquirir recursos personales que nos llevan a comprender y asimilar lo sucedido, entender la situación y comenzar una nueva etapa. Pero no hay que descuidarse, porque la herida provocada por la pérdida se puede reabrir en cualquier momento.

Hay veces, la mayoría de ellas, en que la separación se ve venir. Entonces la mejor terapia es compartir nuestro dolor, y es el mejor momento para hablarlo con nuestros seres queridos, amigos y familiares. También es bueno compartirlo si la ruptura ya ha ocurrido, para hacer más llevadero el duelo.

Lo que no debemos hacer en ningún momento es interiorizarlo din dejar salir los sentimientos. Entonces se “enquistaría” dentro, , y el dolor puede volverse insoportable y duradero.

Leave a comment

Your email address will not be published.